Carles Puigdemont solicita a la UE intervención para dialogar con España

El tema de la independencia de Catalunya tiene a la política española con los pies en el aire, por lo que el llamado a la intervención de la Unión Europea para mediar en el dialogo entre Carles Puigdemont y el gobierno de España, sienta muy bien para todos.

EL anuncio de la petición a la unión europea ocurrió apenas ayer, por medio de un discurso que también tenía como propósito dejar en claro su posición y la posición de los intereses de Catalunya, la futura república en la que él tomará la presidencia una vez se concrete la independencia.

Una mediación orientada a tratar los intereses de las partes

Puigdemont ha propuesto la intervención de la unión europea para permitir un diálogo manejable que permita acatar los intereses de la futura república y de España. Una separación de independización produce situaciones tensas políticas, sociales y económicas que deben minimizarse, considerando la situación de la opinión pública comprometedora sobre la política de España.

La mediación tendría como propósito, entonces, tratar aspectos referentes a la postura de ambas partes y las ganancias y perjuicios que puedan tener ante la decisión de la independencia de esta región que aún es parte de España. El representante político de Catalunya, pese al diálogo solicitado, mantiene su posición como futuro mandatario y asegurador de los intereses de esta región a punto de convertirse en Estado.

Dentro de las afirmaciones en el discurso donde solicita la mediación de la UE, Puigdemont trae a contexto el honor que debe hacerse ante el resultado de las votaciones del referéndum realizado por los catalanes, en donde se ha demostrado que desean independizarse.

También hace hincapié que la decisión de independencia del pueblo catalán no debe considerarse como una forma de delincuencia, de locura, de golpismo y mucho menos de aducción, recordando además de que, pese a las diferencias de lengua y cultura, el pueblo catalán vota como lo hacen los españoles.

Las diferencias culturales son la simiente de la independencia

Catalunya es un sector poblacional español considerado como una nación histórica, y que gubernamentalmente ha funcionado como una comunidad autónoma. Se trata de una región que cuenta con sus propias características culturales que le diferencian de España.

Estas particularidades culturales, junto a una posición geográfica favorecedora, son las que motivan la búsqueda de independencia para convertirse en un Estado completamente independiente, con su propia economía y características nacionales. Los diálogos en cuestión tan solo pueden hacer más llevadera esta independencia, pues ya es prácticamente irreversible la decisión.

Dejar un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies