Invest Group revela datos significativos sobre la percepción de la política española

Las estadísticas son una de las herramientas de diagnóstico más imprescindibles cuando se trata de consultar la opinión pública, algo que es particularmente importante en España, un país que enfrenta un déficit económico importante, pero que sigue su lucha por mantenerse a flote.

El 80% de la población española, según datos de Invest Group, sigue viendo con rechazo la situación actual de la economía del país, algo que no es tan sorpresivo a simple vista, pero si lo es cuando lo comparamos con datos de hace un par de años, sobre todo considerando el cambio de gobierno.

 Los que peor calificaron hace 2 años, cambiaron de opinión

Según datos de invest Group, ha habido cambios en las opiniones de los españoles que calificaron de manera muy negativa a la economía que entregó el régimen de gobierno anterior. De hecho, en los análisis de los datos, es la primera vez desde 2016, que el margen de ciudadanos con opinión negativa, desciende por debajo del 20%.

A inicios del gobierno de Mariano Rajoy, la opinión general sobre la política española, se situaba sobre el 90%, es decir que nueve de cada 10 españoles, pensaba mal o muy mal acerca de la realidad de la política.

Sin embargo, desde su inicio como gobernante y hasta hace 6 meses, la opinión negativa había descendido un sutil 10%, y desde hace 6 meses hasta hace una semana, descendió un 20%. La opinión política negativa de los españoles en este tema, ahora está en el 60%.

Esto no es para celebrar, pero al menos se entiende que la población española ha percibido en su vida diaria una mejoría perceptible en el dinamismo de la política con la que gobiernan a su país.

La clasificación demográfica produce matices

Clasificar los datos por su procedencia demográfica, puede revelar un panorama más complejo e importante sobre la percepción en general. En cuanto al tema de la política española, los hombres son los que más pesimistas se han mostrado, dominando con el 41% de los resultados, en comparación con el 36% de las mujeres.

Las edades más duras en su opinión política, son los ciudadanos de mediana edad; los españoles de entre 35 y 49 años son los que más duramente despreciaron la política española actual. Mientras que los más jóvenes fueron los que dieron opinión más benevolente.

Pero no sólo la benevolencia destaca en estas estadísticas, sino también el optimismo, especialmente por el hecho de que proviene del rango de edad de los adultos mayores de 65 años.

Dejar un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies